sábado, 9 de febrero de 2013

La peor corrupción de España
















Como en tantas otras ocasiones, el gran Fernando Savater ha vuelto a poner el dedo en la llaga. Esta vez ha sido en la vergonzosa llaga de la corrupción moral de nuestro Estado de derecho (y de los ciudadanos que lo sustentamos) que permite (que permitimos) que haya más de 300 asesinatos de ETA sin resolver.

"Si resulta indecente tolerar la corrupción económica con la excusa de que 'todos han incurrido en ella', aún menos aceptable es tragar la corrupción moral que pretende dar carpetazo a delitos de sangre por aquello de que 'todo vale con tal de que no vuelvan a matar'

¿O es que vamos a aceptar que hacer la vista gorda ante latrocinios públicos puede hundir al país, mientras que recompensar a los justificadores y beneficiarios políticos de crímenes es el camino para consolidar la paz?" 

Del artículo "La indignación proscrita" de Fernando Savater.
















Ayer fué el décimo aniversario del asesinato de Joxeba Pagazaurtundúa Ruiz. Un terrorista de ETA le disparó 4 tiros en la cabeza, el hombro y el estómago mientras se tomaba un café en el bar Daytona de Andoain.

En el Ayuntamiento del pueblo, gobernado entonces por Euskal Herritarrok (EH), se convocó un pleno en el que se solicitó la condena del asesinato del que era Jefe de la policía municipal, pero tanto el Alcalde como el resto de concejales de EH se negaron a hacerlo.

La foto anterior fué realizada en aquel pleno. Allí estaban unos cuantos indignados, proscritos pero ejemplares. Rosa Díez, María San Gil y el propio Fernando Savater, entre ellos.

Hoy, sin embargo, la familia Pagazaurtundúa es más afortunada que las familias de los más de 300 asesinados sin resolver porque el asesinato de Joxeba "está resuelto".




















 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por su comentario.