lunes, 27 de octubre de 2014

Llegó el momento de DECIR NO

Haga clic sobre la imagen si quiere aumentar su tamaño


















August Landmesser era un obrero alemán que en 1938, cuando en Alemania gobernaba ese asesino racista llamado Adolf Hitler, fue encarcelado por "deshonra de la raza" al estar casado con Irma Eckler, una mujer judía, y por tener dos hijas con ella, Ingrid e Irene, dos niñas que también fueron llevadas a la cárcel y separadas.

Tras salir de prisión August fue enviado a la guerra y allí se le dió por desaparecido con lo que, tristemente, vivió una vida muy común en la triste Alemania de aquellos años. 

Nada habría hecho que August pasara a la historia si no llega a ser porque en 1991 su hija Irene lo reconoce en una fotografía de un periódico antiguo. 

En efecto, era una fotografía de 1936 tomada en los astilleros de Hamburgo en la que, en medio de centenares de obreros que levantaban su brazo derecho para hacer el saludo nazi en la botadura de un barco, destacaba la presencia de un hombre con los brazos cruzados. Ese hombre era August Landmesser. 

Con el tiempo esa fotografía se convirtió en símbolo del coraje individual y en referente para la objeción de conciencia.




































En la España actual hay un presidente del gobierno que no es un asesino racista pero: 


En la España actual hay un secretario general del PSOE que no es un asesino racista pero que recientemente afirmó lo siguiente:

"Hace 3 años que la paz y la libertad se impusieron a la violencia de ETA. Gracias a Patxi López a Rubalcaba y a quienes lo hicisteis posible".


En la España actual hay un líder de PODEMOS que tampoco es un asesino racista pero:



Haga clic sobre la imagen si quiere aumentar su tamaño















En la España actual no hay ningún español encarcelado por casarse con una judía. Pero en Alemania, Hitler no llegó al gobierno de un día para otro. Los alemanes estuvieron demasiados años sin DECIR NO.

Desde el comunicado de "la paz de ETA" los españoles solo nos indignamos cuando hablamos de la crisis económica y la corrupción política. Pero callamos ante la realidad de que los dos últimos presidentes del gobierno de España pemiten (cuando no facilitan) la madre de todas las crisis y corrupciones. Y lo hacen porque se lo permitimos. Porque estamos demasiados años sin DECIR NO
















Si seguimos sin DECIR NO alguien nos dirá NO a nosotros y cualquier día llegará cualquier lacayo de cualquier asesino, nos detendrá por cualquier motivo y nos encarcelará. Entonces diremos NO, pero a nuestra familia.





(Inicio actualización 16/02/2015)





















Llegó el momento de #DECIR_NO




(Fin actualización 16/02/2015)



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por su comentario.